Menstruar sin compresas, ni tampones, ni copas menstruales, … ¿CÓMO?

Parece imposible, que no tengamos que usar compresas, ni tampones, ni las nuevas copas menstruales, … pero… ¿PODRÍA SER?

¿OTRA FORMA DE MENSTRUAR ES POSIBLE?

¡Y TANTO!

Simplemente hace falta práctica, dedicación y tiempo… Te lo explicaré…

Imagínate que los adultos fuéramos siempre con pañales, pues a ningún padre se le hubiera ocurrido enseñar a sus hijos a controlar su pipí y nos hubiéramos acostumbrado a simplemente orinar y defecar en un pañal.

Si hubiera una persona que no usara pañal no lo creeríamos, ¿Pero cómo puede saber cuando necesita ir al baño? ¿Y no lo mancha todo? Qué estrés todo el rato pensando en si tengo pipí o no?

Y la verdad que una vez controlado es bastante fácil, ¿no?

Pues chicas, ¡Lo mismo con la menstruación!

Nadie nos enseñó que igual como el cuerpo avisa un tiempo antes de que necesitamos ir al baño, la menstruación no es todo el rato un sangrado continuo, sino sangra un momento y para, y vuelve a sangrar y parar (igual que el pipí). ¡Y el cuerpo avisa antes de expulsar la sangre!

Simplemente tenemos que reaprender a escuchar nuestro cuerpo y nuestro útero para descifrar los mensajes que nos manda.

Cuando esta a punto de llegar la menstruación y se empieza a desprender el endometrio, cuando vamos a sangrar, …

Al principio, igual con todo lo que se aprende hay un proceso de acierto y error, pero solamente es cuestión de práctica que reconectemos la conciencia de nuestro útero con nuestro día a día y aprendamos a menstruar sin “pañales”.

Simplemente escuchando cuando necesitamos expulsar la sangre y yendo al baño para dejarla salir (o en un arbolito o planta si queremos hacerles un maravilloso regalo 🙂 )

Yo estoy en práctica y os invito a probarlo, cuando tengáis la menstruación no os pongáis compresas y dedicar un rato a escuchar como funciona vuestro útero y vuestra vagina (ya que la vagina puede contraerse y así contener la sangre y permitirnos llegar a un baño, ¡¡y además será un genial ejercicio para el perineo!!).

Al no llevar compresas estaremos mucho más atentas a no querer manchar, (claro que mejor dejar el vestido de bodas para otra ocasión, mejor unas bragas y pantalones de pintar…) y a practicar y practicar!!

Ya os contaré y espero que me contéis.

¡¡LA REVOLUCIÓN YA HA EMPEZADO!!

¡¡ES IMPARABLE!!

P.D: Sólo pensar en la millonada que ganan esas empresas que fabrican compresas, creéis que interesa que este conocimiento se sepa? O mejor que no tengamos ni idea de nuestro cuerpo y nos vendan más y más compresas y tampones que además de mantenernos en la ignorancia ensucian nuestro planeta…

¡Venga ya!

¡El pueblo ha despertado y es imparable!

Imaginaros que las chicas empezarán a menstruar así desde su primera regla… ¿INCREÏBLE NO? Pues de nosotras depende que les enseñemos, ¡Que les mostremos que otro camino es posible!

Escrito por:

Carla Trepat Casanovas, Investigadora de la Sabiduría Femenina y creadora del libro “El tesoro de Lilith, un cuento sobre la sexualidad, el placer y el ciclo menstrual”.

119 comentarios el “Menstruar sin compresas, ni tampones, ni copas menstruales, … ¿CÓMO?

  1. A mi me dio curiosidad buscar sobre éste tema ya que comentandole a mis amigas de que yo no mancho las compresas solo “descargo” cuando voy al baño, y a ellas hasta les resultó muy extraño, y yo a base de eso creyendo que era rara, desde que me baja (7 años, si, muy tempranamente) lo hice asi y hoy con 21 años me vengo a enterar que es todo un desafío 😀 y yo haciéndolo lo mas normal del mundo: D

    Me gusta

  2. Hola. Me parece muy interesante y creo que venimos con la capacidad de controlar el flujo de sangre en la menstruación. Les cuento, mi hija que tiene 11 años, tuvo su primera menstruación hace 6 meses. Al principio ella estaba muy pendiente y curiosa así que sólo le bajaba cuando iba al baño y nunca era por la noche. Con el uso de las compresas y ya más automatizada empezó a descargar a cualquier hora e incluso cuando duerme. Así que ahora con ésta nueva info vamos a tener una bella conversación ☺ y ya les contaré que pasa. Gracias y Saludos
    PD El tesoro de Lilith fue su primer acercamiento a la sexualidad a los 6 años.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: